Sentencia nº 163-2016 de Sala de Lo Constitucional, Corte Suprema de Justicia, 2 de Diciembre de 2016

Fecha de Resolución 2 de Diciembre de 2016
EmisorSala de Lo Constitucional
Número de Sentencia163-2016
Tipo de ProcesoINCONSTITUCIONALIDADES
Tipo de ResoluciónInterlocutorias - Improcedencias

163-2016 Inconstitucionalidad

Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia: San Salvador, a las doce horas con siete minutos del día dos de diciembre de dos mil dieciséis.

Analizada la demanda presentada el 3-X-2016 por el ciudadano H.D.V.C., mediante la cual solicita se declare la inconstitucionalidad, por vicio de contenido, del art. 13 del Código Electoral o "CE" (contenido en el Decreto Legislativo n° 413, de 3-VII- 2013, publicado en el Diario Oficial n° 138, tomo n° 400, de 26-VII-2013), por la supuesta vulneración a los arts. 78 y 79 inc. Cn., esta sala hace las siguientes consideraciones:

La disposición impugnada literalmente establece:

Código Electoral

"Art. 13.- La Asamblea Legislativa estará compuesta por ochenta y cuatro Diputados o Diputadas propietarios e igual número de suplentes.

Habrá tantas circunscripciones electorales, como Departamentos, en que se divide el territorio de la República para la administración política.

Cada circunscripción se integrará con al menos tres Diputados o Diputadas propietarios e igual número de suplentes.

Se establecerá un cociente nacional de población, resultante de dividir el número de habitantes, según el último censo nacional de población, entre el número de Diputados o Diputadas que conformarán la Asamblea Legislativa.

Para establecer el número de Diputados o Diputadas por circunscripción, se dividirá el número de habitantes de cada circunscripción, entre el cociente nacional de población.

Si faltaren una o más diputaciones que asignar del total de los componentes de la Asamblea Legislativa, éstos se asignarán a las circunscripciones electorales de mayor residuo de población, hasta completar el número de ochenta y cuatro Diputados o Diputadas.

Según este método y en base al último Censo Nacional de Población, las circunscripciones electorales quedarán conformadas de la siguiente manera:

  1. San Salvador, veinticuatro Diputados o Diputadas;

    b.S.A., siete Diputados o Diputadas;

    c.S.M., seis Diputados o Diputadas;

  2. La Libertad, diez Diputados o Diputadas;

  3. Sonsonate, seis Diputados o D.;

  4. Usulután, cinco Diputados o D.;

  5. Ahuachapán, cuatro Diputados o Diputadas;

  6. La Unión, tres Diputados o Diputadas;

  7. Cuscatlán, tres Diputados o Diputadas;

    k.C., tres Diputados o Diputadas;

  8. M., tres Diputados o Diputadas;

  9. San Vicente, tres Diputados o D.; y

  10. Cabañas, tres Diputados o Diputadas".

    I . 1. El ciudadano V.C., además de transcribir parcialmente el contenido de la sentencia de 8-IV-2003, Inc. 28-2002, hizo alusión a la desproporción que, a su criterio, existe entre la población de El Salvador y el número de 84 diputados de la Asamblea Legislativa, la que consideró contraria a lo establecido en el art. 79 inc. Cn. En relación con esto, se refirió a la fórmula utilizada en el inc. 4° de la disposición impugnada para repartir el total de diputaciones de dicha Asamblea en las diferentes circunscripciones electorales, que consiste en dividir el total de la población (partiendo del último censo poblacional) entre la cantidad de 84 diputados para obtener un cociente que, a su vez, se divide entre el total de la población por departamento, obteniendo finalmente una cantidad de diputados a asignar en cada uno. De lo anterior, aseveró, se advierte que el legislador no justificó porqué optó por el número total de 84 diputados y, por otro, que ello vulnera el carácter igualitario del sufragio (art. 78 Cn.) y la representación proporcional que debe observarse para la elección de estos funcionarios (art. 79 Cn.).

    1. A continuación, el ciudadano aludió a los resultados de las elecciones legislativas de 2015 y a las diferencias que existen entre circunscripciones electorales en cuanto a diputados asignados en cada una, lo cual debe ser consecuencia de la voluntad soberana del pueblo expresada en elecciones, de la magnitud poblacional y de la cantidad de votos válidos obtenidos, situación que, reiteró, vulnera el carácter igualitario del derecho al sufragio y el principio de representación proporcional. Así, indicó que: "[...] aquel Departamento que tenga mayor cantidad de habitantes y mayor cantidad de votos válidos debe tener mayor cantidad de Diputados […] el límite mínimo y el límite máximo de Diputados por cada Departamento, deben [sic] ser el resultado del carácter igualitario del sufragio, de la representación proporcional".

      II . 1. Expuestos los argumentos comprendidos en la demanda, es preciso manifestar que en el proceso de inconstitucionalidad, el fundamento jurídico de la pretensión se configura con el señalamiento preciso de las disposiciones legales impugnadas y de las disposiciones

      fundamento material de la pretensión lo constituye, por un lado, el contenido del objeto y del parámetro de control y, además, la exposición suficiente de argumentos sobre la probabilidad razonable de dicha confrontación. El fundamento de la pretensión de inconstitucionalidad debe ser reconocible como un auténtico ejercicio argumentativo de interpretación de normas y no como una ligera impresión subjetiva de inconsistencia, causada por una lectura defectuosa o superficial de los enunciados respectivos, por el uso de criterios extravagantes de contraposición textual o por una interpretación aislada, inconexa o fragmentaria de las disposiciones en juego.

    2. De lo anterior se deriva que en los procesos de inconstitucionalidad existe defecto absoluto en la facultad de juzgar de esta sala, siendo improcedente la pretensión in limine: (i) cuando el fundamento jurídico de la pretensión es deficiente, v. gr, cuando en la demanda se omite mencionar las disposiciones constitucionales supuestamente violentadas o bien, en un caso extremo, cuando no se expresa cuál es la normativa impugnada; (ii) cuando el fundamento material de la pretensión de inconstitucionalidad es deficiente, es decir, cuando la argumentación expuesta por el demandante no logra evidenciar la contradicción entre el objeto de control y las disposiciones constitucionales supuestamente violadas o bien, cuando, habiendo invocado como parámetro de control una disposición constitucional, se le atribuye un contenido inadecuado o equívoco; y (iii) cuando la pretensión de inconstitucionalidad carece totalmente de fundamento material.

      III . 1. La aplicación de los criterios explicados al contenido relevante de la demanda planteada indica que no se ha formulado una argumentación suficiente de contraste entre el artículo impugnado (art. 13 CE) y las disposiciones constitucionales invocadas como parámetros de control (arts. 78 y 79 inc. Cn.). Entre las razones de la deficiencia señalada se encuentra que el ciudadano enuncia la desproporcionalidad que, según su parecer, existe entre el número de diputados de la Asamblea Legislativa y la población a nivel nacional, pero no aporta argumento alguno para sustentar porqué el número de 84 diputados no guarda relación con la cantidad de circunscripciones existentes, la magnitud de cada una de éstas y, sobre todo, porqué considera que tal situación vulnera el sistema de representación proporcional establecido en el art. 79 inc. Cn. Además, el ciudadano V.C. no precisa en sus alegatos si el reproche de inconstitucionalidad que realiza respecto del art. 13 CE se refiere al número total de diputados de dicho órgano (84) o si, en cambio, impugna específicamente el número de 20 diputados de la

      IV-2003, Incs. 6-2000 y 28-2002, en su orden, los cuales fueron redistribuidos posteriormente entre las 14 circunscripciones departamentales por reformas al CE.

    3. La falencia en el fundamento material de la pretensión también radica en que el demandante atribuye un contenido equívoco al objeto de control que es contrario a lo sostenido por la jurisprudencia de este tribunal. Así, a grandes rasgos, el pretensor ha alegado que la distribución de escaños legislativos en las diversas circunscripciones departamentales (señalado en los incs. 3° a 7° del art. 13 CE) debe realizarse de acuerdo con la cantidad de votos válidos que se obtienen en las elecciones respectivas y, además, según la cantidad de habitantes por departamento.

      Sobre tal argumento, esta sala ha explicado en sus precedentes que en la configuración de las circunscripciones electorales el legislador posee libertad de configuración y, en consecuencia, puede adoptar el diseño que mejor le parezca y que responda a las realidades políticas y sociales imperantes, siempre y cuando el número de representantes que corresponda a cada circunscripción atienda, ineludiblemente, a la forma en que se encuentre distribuida la población en el territorio nacional, cumpliendo de esta manera con el mandato consignado en el art. 79 inc. Cn. (cfr., sentencia de Inc. 6-2000). En este sentido, dicho artículo constitucional determina que en cuanto a la magnitud de las circunscripciones electorales existe una especie de constreñimiento a la consideración de la población (ver sentencias de 25-XI-2008 y 6-IV-2011, Inc. 9-2006 y Amp. 890-2008, respectivamente).

      Como se observa, el ciudadano V.C. confunde en sus argumentos la fórmula de asignación de escaños legislativos a cada departamento según su magnitud poblacional y la fórmula de distribución de los escaños dentro de cada circunscripción según el número de votos válidos obtenidos por los candidatos contendientes.

    4. Por los motivos expuestos, se concluye que la pretensión planteada es deficiente en su fundamento y por ello debe rechazarse por improcedente.

      IV . Con base en lo anterior y lo establecido en el art. 63 de la Ley de Procedimientos Constitucionales, esta sala

      RESUELVE

      :

    5. D. improcedente la pretensión contenida en la demanda presentada por el ciudadano H.D.V.C., referente a declarar la inconstitucionalidad del art. 13 del Código Electoral, por la supuesta vulneración a la igualdad del sufragio (art. 78 Cn.) y al

      fundamentación material.

    6. Tome nota la Secretaría de este tribunal del lugar señalado para oír notificaciones.

    7. N..-F.M..-----------J.B.J..-----------E.S.B.R.-----------R.E.G..---------PRONUNCIADO POR LOS SEÑORES MAGISTRADOS QUE LO SUSCRIBEN------------E. SOCORRO C.---------SRIA.---------RUBRICADAS.

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR